Novedades
Inicio / UN POCO DE TODO Y DE MUCHO / EDUCACIÓN / ¿Ya inscribiste a tu hijo por primera vez al cole?

¿Ya inscribiste a tu hijo por primera vez al cole?

El proceso de adaptación al Colegio

 

 Cuando los niños se integran por primera vez al Colegio, pasan por un periodo de adaptación cuyo tiempo suele ser diferente para cada uno; sin embargo es importante que este no exceda los 15 días. Durante el primer mes es factible que ocurran algunas recaídas, sobre todo después del fin de semana.

Algunos pequeños suelen vivir esta primera separación de la madre y el hogar, como un hecho definitivo y por lo tanto muy difícil de soportar. Piensan que el Colegio sustituirá la casa y a la familia y que no volverán a ver a sus seres queridos, por eso la pregunta recurrente en los primeros días es ¿dónde está o a qué hora vendrá mi mamá (papá, abuela, abuelo etc)?

El Colegio en sí no representa una situación amenazante, lo que los pequeños tratan de evitar es dejar la seguridad que brindan la casa y la familia.

En ocasiones los niños fantasean con historias que muestran el entorno escolar como un medio hostil para tratar de persuadir a sus padres y evitar seguir asistiendo a clases. En estos casos es de suma importancia escuchar a los pequeños y comunicarlo al Colegio para encontrar la explicación a lo que el niño está experimentando.

En todos los casos es importante realizar una labor conjunta familia y escuela para favorecer el proceso de adaptación y que este se lleve a cabo de la mejor manera posible.

¿Cómo podemos facilitar su adaptación?

  • Ofrecerle una visión estimulante y positiva de la escuela: en casa comentar lo divertido que es ir a la escuela para jugar y aprender.
  • Evitar engañar al niño diciéndole frases como “Mamá vuelve enseguida”, “Mamá se va a quedar contigo”, “No llores que no me voy..”. Una vez que el niño descubre el engaño del que ha sido víctima sentirá desconfianza e inseguridad que no favorecen en nada su proceso de adaptación.
  • Procurar que asista regularmente a clases a pesar del llanto y la resistencia.
  • No responder al llanto o rabietas con agresividad ni con mimos.
  • Mantener una comunicación constante entre la familia y el Colegio.
  • No generar en el niño una visión negativa del Colegio y/o sus profesores.
  • Evitar preguntas cuya respuesta sea SI o NO, así como evitar poner palabras en la boca del niño para no generar confusiones en casa. Por ejemplo, si preguntamos a un niño ¿te pegó alguien?, ¿la maestra te gritó?, podemos inducir una respuesta diferente a la realidad, en todo caso es mejor preguntar ¿cómo te fue hoy en la escuela?, ¿cómo es tu maestra?.

Sobre Yahidania Real

Psicóloga Clínica, Especialista en Psicoterapia Corporal Integrativa

Visita también

Gastos u obligaciones fiscales de la herencia

Continuamos con el tema de los testamentos y la herencia; en ésta ocasión abordaré el ...

Deja un comentario